martes, 9 de octubre de 2012

SOPA CHINA CON DIM SUM

Pues siguiendo con la cocina oriental hoy toca una sopa. A los que seguís mi blog sabéis que soy una enamorada de la comida oriental de calidad y por suerte (o no, no lo sé) vivo en una ciudad grande donde encontrar productos orientales no es ningún problema, y ya he comentado en otras ocasiones que me encanta hacer viajes gastronómicos por las tiendas chinas del centro de Madrid e ir probando cosas nuevas. En este caso fueron las empanadillas chinas o Dim Sum las que me traje para casa, se venden congeladas, están rellenas y saben deliciosas cocidas en sopa o hechas al vapor.

Según la Wikipedia un Dim Sum es:
"Dim sum es un término cantonés que puede traducirse como "ordenar hasta satisfacer al corazón" o "tocar el corazón" o "corazón a lunares" o "bocado". También puede ser que el término se derive de yat dim sum yi, que significa "pequeño símbolo". Aunque la palabra dim sum se refiere a la variedad cantonesa, la idea de una gran variedad de pequeños platos para almorzar también se usa en otras partes de China. Existen términos equivalentes en otros dialectos chinos, como dian xin en mandarín y se refieren a pequeños platos de comida usados como aperitivos."



Ingredientes (para cuatro personas)
  • 2 empanadillas chinas por persona
  • 1 zanahoria
  • Un tomate
  • 300 gr. de champiñones
  • Una cebolleta fresca
  • Un puerro
  • 100 gr de pechuga de pollo cortada en dados pequeños
  • Alga wakame deshidratada (una cucharada)
  • Aceite de girasol
  • Salsa de soja
  • 1 litro de caldo de verduras casero
  • Sal
En un cazo poner tres cucharadas de aceite de girasol y rehogar la cebolla, el puerro, el tomate y los champiñones cortados hasta que esté todo dorado. Añadir el caldo de verduras, los dados de pollo, el alga wakame y un buen chorretón de salsa de soja. Dejar cocer durante más o menos media hora, pasado este tiempo añadimos las empanadillas  chinas y dejamos cocer cinco minutos más y ya está lista para servir.

Aunque soy una enamorada del aceite de oliva virgen extra, en este caso creo que le va mejor un aceite suave, sin mucho sabor para realzar más el sabor de la sopa y aunque en las tiendas orientales se pueden encontrar aceites de soja, de palma, de maiz, etc. creo que estos no son muy saludables y por eso la mejor opción, en mi opinión, es el aceite de girasol.

Desde aquí me gustaría dar las gracias a muchos compañeros blogueros que me han halagado y reconocido dándome premios, lo cual me llena de satisfacción y me ayuda a seguir encontrando un aliciente en esta aventura, como han sido varios y por desconocimiento nunca he sabido como responder a estos premios, no voy a poner nombre para no dejar a ninguno fuera, aunque voy a intentar hacer un esfuerzo mental y acordándome de todos ir poniéndolos en siguientes entradas para que podáis compartir su buen hacer como blogueros.

15 comentarios :

  1. Que feliz me haces con esta receta!! Yo también soy una enamorada de la cocina oriental! Bueno, ya lo sabes por mi blog... Jejeje! Te ha quedado fantástica!

    ResponderEliminar
  2. Si que tienes mucha suerte de vivir en una gran ciudad como Madrid para estas cosas, donde yo vivo no se encuentras estas cosas, tiene una pinta riquísima, a mi también me encanta la comida Oriental. ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estaba muy rica y ya van apeteciendo sopas calentitas.

      Eliminar
  3. Muy rica y original,yo aquí de productos originales poco,aprovecho a comprar cositas cuándo voy al corte inglés o cuándo vamos a Madrid.Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ceci, la verdad es que nos supo muy rica. Un beso.

      Eliminar
  4. Desde luego una delicia, y con una presentación estupenda. Un abrazo, Clara.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Clara. Un abrazo para ti también.

      Eliminar
  5. La cocina oriental creo que es una de mis asignaturas pendientes, más si añado la dificultad de encontrar estos productos donde yo vivo, pero me encantaría probarla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que si que puede resultar difícil encontrar ciertos ingredientes fuera de las grandes ciudades, pero con un chorrito de salsa de soja kikomán se le puede dar un aire oriental a más de una sopa. Un beso.

      Eliminar
  6. Me encanta el dim sum! Asi en esta sopita tiene que estar tambien de vicio!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí que estaban buenos y la sopa muy reconfortante para estos fríos que se avecinan. Gracias.

      Eliminar
  7. pues no solo te gusta la cocina oriental ademas se te da de maravilla, este plato para mi desconocido seguro que tiene que estar muy rico, besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, si que estaba rica. Un beso.

      Eliminar
  8. Hola tienes un premio en mi blog, si te apetece recogerlo te dejo el enlace. http://comococinoyo.blogspot.com.es/2012/10/premio.html

    ResponderEliminar